Guastatoya ganó con autoridad la fase de clasificación del Apertura 2018, dejando claro que el título obtenido en el torneo pasado y las finales previamente disputadas no fueron obra de la casualidad, sino producto de un trabajo tesonero.

El Pecho Amarillo está instalado en lo más alto de la tabla, pero falta conocer quién le acompañará en el viaje directo a semifinales, porque mientras el campeón ha sido el equipo que más gana y el que menos pierde, los demás han tenido demasiados altibajos al extremo que el segundo, Xelajú, todavía puede caer hasta la quinta casilla y todos los demás pueden subir o bajar dependiendo de los resultados de los últimos seis partidos del torneo regular.

Lo más importante para el conjunto oriental es que los éxitos se vienen repitiendo a pesar de que el plantel ha tenido que ser reconstruido varias veces, lo que también pone de manifiesto la capacidad del técnico Amarini Villatoro, a quien varios proponen desde ya para la Selección, aunque talvez por ahora sea preferible que se quede dirigiendo un equipo y que siga sumando títulos, para que sirvan como credenciales en el momento en el que tenga que asumir la conducción de la azul y blanco.

1 Comentario

  1. Cuatro años en Liga Mayor con un título y dos subcampeonatos, hacen del Pecho Amarillo un equipo muy constante, más cuando han tenido que reconstruir el equipo varias veces.
    Esperaremos finalmente si pueden ser bicampeones y ojalá que el otro año no sea desmantelado, para que cuando le toque jugar CONCACAF pueda hacer un papel decoroso.
    En lo que se refiere a su DT. pues sí es mejor que siga creciendo, antes de quemarse intentando ir a un proceso de selección mayor, aunque con su capacidad demostrada, es un fuerte candidato, a corto plazo, a tomar dicho puesto.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here



Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.