La exestrella del fútbol inglés Paul Gascoigne lloró este martes ante el tribunal que le juzga por agresión sexual y aseguró que lo único que hizo a su acusadora fue darle un «pico pequeño» para consolarla.

A sus 52 años, el exjugador de Tottenham y Lazio entre otros, está siendo juzgado desde el lunes por un tribunal de Teesside, al norte del país.

La denunciante asegura que en agosto de 2018, durante un viaje en el tren que une York y Newcastle, Paul Gascoigne, que «parecía borracho», le dio un beso en la boca sin su consentimiento.

Este martes, Gascoigne se defendió diciendo que sólo le dio un «pico (beso en la boca) pequeño».

Según explicó, dos pasajeras le pidieron en el tren hacerse una foto que realizó la denunciante. Otro pasajero del tren habría gritado que Gascoigne no quería hacerse la foto porque la acusadora era «gorda y fea».

Al día siguiente de los hechos, el otrora astro del fútbol explicó a la policía que dio «un beso en la boca para consolar» a la demandante.

No es la primera vez que Paul Gascoigne, conocido por sus problemas de alcohol, se encuentra ante la justicia británica. En 2016, sufrió una multa de 1.000 libras (1.170 euros) por haber proferido palabras racistas durante una aparición pública en noviembre de 2015.

© 2018, AFP

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here



Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.