La Juventus se convirtió en el primer campeón, de forma matemática, de las grandes ligas de Europa. El conjunto ‘bianconero’ logró el Scudetto ante su hinchada, al vencer por la mínima a la Fiorentina (2-1), con un tanto del brasileño Alex Sandro y con el argentino Paulo Dybala ausente, por la lesión que sufrió en el pasado encuentro de Champions League.

En la Bundesliga, el Bayer Leverkusen derrotó al Núremberg (2-0) gracias al argentino Lucas Alario que, pese a empezar el duelo en el banco, hizo un gol y dio una asistencia para amarrar las tres unidades.

– Alex Sandro reanimó a la Juve –

Después de desaprovechar la primera ocasión que tuvo de conquistar su octavo título liguero al hilo, al perder en la cancha del SPAL (2-1), la ‘Vecchia Signora’ no falló a la segunda. Ante su hinchada, la Juventus se sobrepuso a la eliminación en Champions League, ante el Ajax de Ámsterdam (2-1), ganando a la Fiorentina (2-1). De esta forma, pudo festejar su Scudetto número 37, 35 si tenemos en cuenta los dos que le fueron arrebatados por el llamado ‘Calciopoli’.

A esta importante fecha no acudió Paulo Dybala, que esta vez no pudo estar ni en el banco por la lesión que se produjo al filo del descanso en el encuentro del pasado martes contra el Ajax.

Según se confirmó en la previa del choque liguero, unas molestias musculares mantendrán a ‘La Joya’ lejos de las canchas durante tres semanas.

Quien no falló en el once que alineó Massimiliano Allegri, como viene siendo habitual, fue el carrilero brasileño Alex Sandro. El ‘12’ tuvo un papel muy importante en el choque, pues despertó a los suyos cuando la Fiorentina consiguió adelantarse en los primeros instantes (6) por medio del serbio Nikola Milenkovic.

En el último tramo de la primera mitad (37), el volante bosnio Miralem Pjanic sirvió un centro desde la derecha al primer palo que sorprendió a la defensa ‘viola’. Anticipándose a su marcador, Alex Sandro apareció en esa zona para lanzarse en plancha y cabecear el cuero al fondo de la red.

Con este tanto, que animó a la Juventus para buscar el triunfo con el que selló el campeonato, el carrilero brasileño festejó su primera diana en la Serie A y se estrenó como goleador ‘bianconero’ en su encuentro número 40 disputado esta campaña.

– Alario se reivindica –

Por quinta fecha consecutiva en esta Bundesliga, Lucas Alario fue suplente con el Bayer Leverkusen, aunque no tardó demasiado en ingresar al verde para enfrentar al Núremberg (2-0). El joven atacante jamaicano Leon Bailey cayó lesionado y, antes de concluir la primera mitad (34), el argentino lo sustituyó cuando el marcador todavía reflejaba 0-0.

El atacante argentino indicó el camino del triunfo cuando se superaba la hora de partido (61). En un saque de esquina, ejecutado por el volante alemán Julian Brandt, Lucas Alario conectó un buen cabezazo que superó por pocos centímetros la línea de gol. El carrilero Tim Leibold logró despejar el cuero antes de que tocara la red, pero no pudo evitar que el tanto subiera al marcador.

Con la ventaja mínima, ya en el tramo final del partido, Lucas Alario fue una vez más protagonista, esta vez como asistente. El Bayer Lerverkusen lanzó el contragolpe y el ‘13’ dio el pase final a Kevin Volland para que el alemán cruzara el disparo ante el arquero Christian Mathenia.

«Es un buen día, fue una victoria importante. Claro que me gustaría jugar más, pero siempre trato de ayudar al equipo. Hoy me alegro de haber anotado un gol y haber podido ayudar al equipo», explicó el argentino al término del encuentro.

Es la cuarta diana que logra Lucas Alario en la presente Bundesliga, donde no marcaba desde el pasado 2 de febrero, cuando cerró el triunfo del Bayer Leverkusen frente al Bayern Múnich (3-1).

© 2018, AFP

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here



Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.