Así es la postura de las autoridades de Concacaf cuando se les cuestiona sobre el Estatuto reformado que la CDAG y los 34 títeres enviaron a FIFA: No lo han visto, ni lo van a ver.

Más contundente y claro no se puede, pero con amparos de por medio y un proceso eleccionario en marcha, la situación se torna cada vez más complicada, porque si la suspensión no se levanta pronto quedaremos fuera de las siguientes Copa Centroamericana y de Oro, sin contar con que inmediatamente después del mundial de Rusia iniciará el largo camino para Catar 2022 y, a como están las cosas, es muy probable que Guatemala no esté en la línea de partida.

Es increíble que la ambición de una sola persona, la ayuda interesada de su hoy heredero y la exclusiva búsqueda de su beneficio particular de los demás, tengan al futbol nacional en una situación que no había vivido jamás.

Al final, los culpables somos todos: unos por acción y otros por omisión, lo que incluye a la Comisión Normalizadora, que debió expulsar a los 34 traidores en el mismo momento en que desafiaron a FIFA la primera vez. No lo hicieron y hoy no son suficientes sus recursos legales, los que, simplemente, llegaron tarde.

1 Comentario

  1. Todo la gente que tiene que ver dentro del futbol se deberian unir y arreglar de una vez por todas la situacion, periodistas, congresistas, futbolistas, propietarios de equipos, en fin todos. Tiene que haber solucion solo es tener voluntad de hacerlo. Que nos pasa chapines.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here



Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.